QUIERO SABER MÁS


PREGUNTAS FRECUENTES / FAQ

  • ¿Qué es la Mediación?
  • La figura del Mediador
  • ¿Cómo Funciona?
  • ¿En qué casos puedo someterme a mediación?
  • Principios de la Mediación
  • Etapas
  • Áreas
  • Tarifas


 

¿Qué es la Mediación?

Es un proceso voluntario,  en el cual de una forma sencilla y sin formalismos, dos o más partes involucradas en un conflicto trabajan con un profesional imparcial, el mediador,   para generar sus propias soluciones y  así   resolver sus diferencias.

 

A diferencia de un juez o un árbitro, cuyas decisiones obligan a las partes, e implican en la mayor parte de los casos que una parte gana y la otra pierde, la mediación busca obtener una solución válida para ambas partes.

 

La mediación es una forma flexible de resolución de conflictos, que permite a las partes en conflicto, una solución previa a lo que hubiera constituido un litigio. La mediación ofrece a las partes, una oportunidad de ganar una mayor comprensión de su conflicto, y limitar el coste (tanto en tiempo como en dinero) que implica un procedimiento legal completo, contemplando todas sus posibles instancias.

 


 LA FIGURA DEL MEDIADOR.

El mediador es una persona fisica, natural que se halla en pleno disfrute de sus derechos civiles, siempre que la legislación no lo impida o que estén sujetos a incompatibilidad, y que posea como mínimo el título de grado universitario de carácter oficial o extranjero convalidado y que se encuentre inscrito en el Registro de Mediadores y de instituciones de mediación (actualmente en España forma parte de la estructura del Ministerio de Justicia).

 


¿Cómo funciona?

En una sesión de mediación, todas las partes comparten sus puntos de vista. El mediador hace preguntas a fin de asegurar un entendimiento claro de todas las cuestiones relevantes para las partes, de sus intereses, y posiciones.

 

Un mediador NO:

  •  Actúa como abogado de ninguna de las partes.
  •  Da asesoramiento jurídico.
  •  Evalúa o juzga las cuestiones que se tratan en el proceso.
  •  Decide quién gana o pierde.

El mediador asiste a los personas que están mediando para crear y evaluar opciones a fin de resolver el conflicto. Cuando las partes alcanzan un acuerdo, los extremos de éste son revisados, reflejados por escrito, y firmados por todas las partes. Como tal, un acuerdo puede ser legalmente vinculante, y por ello, es necesario explicar a las partes su grado de compromiso con el acuerdo alcanzado.

 

LA MEDIACIÓN ES “COMUNICACIÓN ASISTIDA PARA LA OBTENCIÓN DE ACUERDOS”

 

Es esencial el concepto de “consentimiento informado”. En tanto en cuanto los participantes entienden la naturaleza de un proceso de mediación y, efectivamente consienten en participar en el proceso descrito, la mediación se convierte en posible y apropiada para sus fines.

 


 ¿En qué casos puedo someterme a Mediación?

Puesto que es un proceso voluntario, siempre que las partes así lo quieran, y para aquellas cuestiones relacionadas con el ámbito civil, mercantil, educativo, familiar, intercultural, penal, sanidad, laboral, y de consumo.

La legislación NO permite la mediación en aquellos asuntos relacionados con la violencia de género.

 


 Principios  de la Mediación

Voluntariedad.

Las partes son libres de acogerse o no al proceso de mediación, así como desistir en cualquier momento.

Carácter personal.

Las partes asistirán personalmente al proceso no pudiendo ser representadas por un tercero.

Imparcialidad y neutralidad.

El mediador nunca propone soluciones, impone acuerdos, ni defiende intereses de parte.

Confidencialidad.

Tanto el mediador como las partes, salvo que previamente acuerden lo contrario, no pueden ser obligados a declarar en un procedimiento judicial o de arbitraje, sobre el proceso de mediación o su contenido.

Flexibilidad.

El procedimiento de mediación se adapta


 Etapas:

• Reunión inicial informativa, en la que se explican todos los aspectos generales de la mediación y los particulares de cada caso a mediar.

• Sesión constitutiva y sesiones de mediación. Aceptada la mediación se celebran entre 3 y 4 reuniones: Individuales y/o de todas las partes según estime el mediador (a solicitud de las partes se podrá prorrogar, si se apreciara la posibilidad de llegar a un acuerdo).

 • Las reuniones podrán ser grabadas.

 • Cabe la posibilidad de necesitar el apoyo de profesionales externos. Abogados, asesores fiscales, arquitectos, administradores de fincas, ingenieros...

• Finaliza una mediación por acuerdo o por agotamiento del plazo.

 


Áreas:

 

MEDIACION CIVIL

· Obligaciones y contratos de carácter civil: compraventas, arrendamientos, donaciones, hipotecas, reclamaciones de cantidad, accidentes de tráfico.

· Sucesiones: testamentos, legados, legítimas, donaciones, etc.

· Derecho de familia: matrimonio, separación, divorcio, nulidad, parejas de hecho, adopción, paternidad, alimentos, etc.

· Propiedades especiales: propiedad horizontal, Comunidades, propiedad intelectual, etc.

· Personas jurídicas: asociaciones, fundaciones, sociedades civiles.

· Cualquier materia de derecho general.

 

CONFLICTOS FAMILIARES

HERENCIAS

· Sucesiones: Por causa de muerte, quienes son los destinatarios de la herencia, como se debe hacer el reparto de los bienes, derechos y obligaciones del causante.

· Donaciones y apartaciones: Inter vivos.

 

ACCIDENTES, SINIESTROS Y SEGUROS

· Accidentes de circulación, o de cualquier otro tipo.

· Siniestros en bienes asegurados.

· Seguros.

 

AMISTAD Y CONVIVENCIA:

Conflictos en los que la relación entre las partes es una relación amistad, o bien una relación que comparte un mismo espacio de convivencia con ausencia de vínculos familiares.

 

VECINDAD Y COMUNIDAD DE VECINOS:

La mediación comunitaria vecinal consiste en la gestión de conflictos surgidos entre las personas pertenecientes a una comunidad de propietarios derivadas de causas tan diversas como derramas, permisos no concedidos, humos, malos olores, obras no consentidas, usos indebidos de las zonas comunes, problemas con mascotas, en definitiva, situaciones problemáticas derivadas de la convivencia vecinal. La intervención de una persona mediadora, neutral e imparcial favorecerá el diálogo entre las partes en conflicto, trabajando para llegar a un acuerdo que satisfaga los intereses de todas las partes

 

Situaciones de conflicto que se originan por la relación de vecindad, ya sea por el hecho de compartir una misma comunidad de vecinos o mancomunidad, ya sea porque las propiedades limiten o formen parte de un mismo conjunto residencial.

 

Serían los relacionados con:

a) Convivencia.

b) Desatención del espacio común.

c) Desatención del espacio privado ajeno.

d) Desperfectos procedentes de la falta de cuidado o problemas del espacio privado

e) Molestias.

f) Obras.

g) Organización.

h) Uso privado de espacios comunitarios.

 

ASOCIATIVOS:

Disputas que surgen entre personas por el hecho de compartir un espacio de pertenencia a una asociación común, así como aquellas disputas que surgen en la relación entre diferentes asociaciones.

 

• Conflictos entre inquilinos y propietarios de locales comerciales, derivados de:

a) Retrasos en el pago de la renta (donde el inquilino tiene problemas de solvencia y pide una prórroga al propietario, que se encuentra ante el dilema de aceptar la prórroga o no hacerlo y reclamar las rentas, o iniciar el desahucio, con la incertidumbre acerca del tiempo que durará el proceso judicial, del estado en que se encontrará el local tras el desahucio, y de si después se podrá volver a alquilar con facilidad),

b) De la necesidad de hacer obras de adecuación del local a la nueva actividad que se quiere llevar a cabo (y que el propietario sólo acepta si después quedan en beneficio de la propiedad, sin tener que pagar nada, cuando el inquilino quiere que, una vez finalizado el contrato, se pueda beneficiar de alguna forma de estas inversiones),

c) De las obras de mantenimiento que corresponde hacer al propietario (pero que éste pretende que haga el inquilino pues, en caso de no hacerlo, no le renovará el alquiler),

d) De la duración del contrato y del preaviso para resolverlo,

e) Así como de la indemnización por la resolución anticipada (que el inquilino quiere que sea la máxima posible, mientras que el propietario pretende que sea nula).

 

• Responsabilidad por incumplimiento de contratos de prestación de servicios y de obra, como pueden ser

a) Negligencias médicas

b) Defectos constructivos en inmuebles que generan responsabilidad de los agentes de la construcción (arquitectos, aparejadores, promotores, constructores)

c) Negligencias de abogados o procuradores de los tribunales (por presentación de documentos fuera del plazo establecido en la ley), etc.

 

RECLAMACIONES DE DAÑOS POR CULPA EXTRACONTRACTUAL:

Que surgen cuando, no habiendo contrato, una parte causa un daño a otra, y la víctima reclama una indemnización. Aunque suelen ser discusiones en términos económicos (cuál es la indemnización económica que debe recibir la víctima del daño o sus herederos), a veces la víctima o sus herederos también pretenden un resarcimiento moral, como una declaración de aceptación de responsabilidad, o una disculpa personal.

Se incluye cualquier tipo de reclamación por daños personales (incluidos los morales) y patrimoniales causados por la conducta negligente de un tercero con quien no se tiene ninguna relación contractual (por ejemplo, casos de accidentes de esquí, etc.).

 

 

 MEDIACIÓN MERCANTIL

· Conflictos entre empresas o empresarios individuales:

a) Derivados de la ejecución de un contrato (por ejemplo, una parte considera que ha cumplido la obligación de entrega e instalación de una determinada línea de producción, mientras que la otra entiende que no lo ha hecho correctamente, pues la maquinaria instalada no produce el número de unidades de producto terminado por minuto ofertadas).

b) Interpretación que hace cada parte de los términos contractuales (por ejemplo, una parte entiende que es válida la cláusula que limita los daños indemnizables al importe del precio del contrato, mientras que la otra entiende que no lo es y que se han de indemnizar los daños reales), o bien

c) Cuál podría ser la mejor alternativa en caso de incumplimiento de los plazos de pago (retener y recuperar la posesión de la máquina suministrada –que sería de segunda mano y quizás difícilmente recolocable – o renegociar los plazos de pago, otorgando más tiempo a la compañía que tiene dificultades financieras para reponerse).

d) Últimamente, y debido a la crisis económica, también son muy frecuentes los conflictos relacionados con el ajuste o reequilibrio de las prestaciones pactadas inicialmente a las circunstancias no previstas por las partes (rebus sic stantibus, como, por ejemplo, un contrato de 10 años de duración donde el precio de compra de la materia prima se fijó para toda la vida contractual, pero posteriormente se produce una caída del precio de esta materia prima: el comprador quiere reducir el precio dadas las condiciones actuales y sobrevenidas del mercado, mientras que el vendedor quiere que se respete lo pactado en el contrato).


· Conflictos entre empresas y particulares.

a) contratos de agencia y distribución –donde el agente o distribuidor son personas físicas –, acerca de si se han cumplido los objetivos mínimos de venta, si se han respetado los posibles pactos de exclusividad, si el territorio está bien atendido, si se han hecho los pagos dentro de los plazos pactados o si las inversiones específicas son idóneas.

b) Otro tipo de conflictividad entre empresas y particulares es la que afecta a la empresa con sus directivos, responsables o administradores (en casos de responsabilidad de administradores, administración desleal o fraudulenta).

c) Se plantea cuando un producto fabricado o importado por una empresa provoca un daño a quien lo está utilizando (por ejemplo, un trabajador de una compañía que utiliza este producto en su proceso productivo), en el marco de la responsabilidad por daños causados por productos defectuosos, y donde el conflicto, además de ser principalmente una discusión en términos económicos (a cuánto debe subir la indemnización por los daños causados), tiene otras vertientes, como la retirada del producto del mercado para evitar nuevos daños, o el aviso a las autoridades competentes.


* Conflictos internos en empresas familiares.

a) Dos o más miembros de la familia comparten la administración y responsabilidad de la compañía, y tienen diferentes opiniones sobre las decisiones a adoptar (como, por ejemplo, hacer una inversión arriesgada pero con un elevado retorno en caso de éxito, o expandirse a nuevos mercados, o hacer una fábrica nueva con tecnología puntera),

b) Discrepancias profesionales a las que pueden añadirse problemas personales y familiares propios de cualquier familia pero que, si no son correctamente detectados y resueltos, pueden conllevar la separación de los socios o, incluso, la disolución y liquidación de la compañía, además de romper unas relaciones familiares que luego serán difícilmente reconciliables.


· Conflictos entre socios en el seno de empresas pequeñas.

a) En términos similares a los planteados en la empresa familiar, donde un socio es partidario de incrementar el negocio en mercados nuevos y con productos nuevos, mientras que el otro, quizás más conservador, considera que no hay que asumir ningún riesgo, ya que la compañía funciona correctamente y da para vivir con comodidades.

b) Cuando uno de los socios, por un problema personal (por ejemplo, un divorcio o un problema de salud), reduce su dedicación personal a la compañía, pero quiere seguir recibiendo los mismos beneficios en proporción a su participación social, y el otro socio ve incrementada su carga de trabajo sin ver aumentada su retribución.

c) Uno de los socios incurre en gastos a cargo de la sociedad que el otro no está dispuesto a aceptar (dietas, viajes, etc.)


· Conflictos entre directivos en empresas medianas y grandes

a) Director financiero –que, normalmente, tiene por premisa contener los gastos al mínimo – con el responsable de publicidad y marketing –que quiere invertir en campañas publicitarias para aumentar las ventas –

b) Director financiero con el director de producción –que quiere nueva tecnología para poder producir más

c) Director financiero con el director de compras –a quien exige pagos a más largo plazo, más descuentos en los precios y mejores condiciones de financiación –.


· Conflictos relacionados con acuerdos entre accionistas,

Derivados de la aprobación de determinados acuerdos sociales que son impugnados por uno o más socios (una ampliación o reducción de capital, o la destinación de los beneficios a reservas en lugar de repartir dividendos).


· Conflictos surgidos en la ejecución de proyectos empresariales comunes (Joint ventures),

Que no dan los resultados esperados porque una de las partes no destina todos los recursos necesarios o quiere obtener todos los beneficios al margen de la otra parte.


· Conflictos sobre patentes y marcas:

Cuando una de las partes vulnera una patente para copiar un producto y sacarlo al mercado en beneficio propio. O cuando comercializa un producto bajo una marca propia pero vulnerando la normativa para inducir a error al consumidor, que adquiere su producto creyendo que está adquiriendo el de su competidor.

 

 MEDIACION DE TIPO MERCANTIL-EMPRESARIAL:

· Sociedades anónimas, sociedades de responsabilidad limitada, cooperativas, etc.

· Relaciones Sociedad-Administradores-Socios.

· Empresa familiar.

· Protocolos familiares.

· Cumplimiento e incumplimiento contratos y obligaciones.

· Fusiones y adquisición de empresas.

· Letras de cambio, cheques y pagarés.

· Insolvencias y concursos.

 

 MEDIACION FAMILIAR:

· Matrimonio: previos a la celebración, ruptura del matrimonio por separación, divorcio o nulidad, rupturas de parejas de hecho, régimen económico...

· Relaciones paterno-filiales: patria potestad, obligaciones de alimentos, etc.

· Relaciones de parentesco: Adopción, acogimiento, tutela.

· Crisis de comunicación de miembros de la familia.

· Discrepancias intergeneracionales. (padres e hijos....)

· Disputas económicas entre miembros de la familia.

· Dificultades educativas con adolescentes.

· Conflictos en la atención y cuidado de miembros de la familia.

· Conflictos sobre herencias.

 

 MEDIACION PENAL:

Un primer criterio para decidir sobre la idoneidad de la mediación penal será el de las condiciones subjetivas de las personas que protagonizarían la resolución mediada, tanto en función de sus diversas capacidades personales como de la situación coyuntural en que se encuentren.


Un segundo criterio determinante sería el de la significación subjetiva del hecho para las personas, al margen de su calificación jurídico-penal.


No obstante, se recomienda especialmente:

1. En relaciones enconadas entre partes, en su caso con múltiples denuncias repetidas o cruzadas.

2. En faltas y delitos contra la propiedad (robos, hurtos, daños).

3. En delitos y faltas de lesiones, maltrato, amenazas.

4. En injurias y calumnias.

5. En delitos contra la seguridad vial con víctimas.

6. En delitos de violencia familiar.

7. En delitos contra los derechos y deberes familiares.


En los delitos que se producen en el ámbito de la violencia de género, debido al posible desequilibrio de poder o tensión emocional entre las partes, NO podrá iniciarse un proceso de mediación penal, al estar vetado por la Ley Orgánica 1/2004 de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género. Si una vez iniciado el proceso de mediación, el personal técnico que lo realiza detectara las circunstancias contempladas en la ley referida, en su artículo 44.5, especialmente la evidencia de violencia de género, el personal técnico deberá paralizar la mediación y poner en conocimiento del Juzgado que derivó el caso para que sea tratado conforme a la ley.


La mediación no sólo es adecuada para las faltas y delitos como lesiones, amenazas, injurias o incumplimiento de relaciones familiares entre personas con relación previa. Las experiencias que se están desarrollando al amparo del Servicio de Planificación y Análisis de la Actividad Judicial del CGPJ, así como otras experiencias en el ámbito comparado europeo, demuestran su idoneidad, al menos, para faltas y delitos como hurtos, daños y robo con fuerza o con violencia o intimidación. En estos delitos en los que no hay relación cercana entre las partes, la mediación también puede comportar una mayor satisfacción a la víctima (recibir explicaciones, conciliar miedos ocasionados por el delito, recibir una efectiva reparación económica), así como la asunción de responsabilidad mayor de la persona infractora al situarla ante su víctima.

 

MEDIACIÓN  EN ORGANIZACIONES:

La mediación en organizaciones se propone como una estrategia preventiva ya que previene conflictos futuros y resuelve los actuales. Promueve espacios de encuentro que facilitan la búsqueda de soluciones basadas en el consenso y la corresponsabilidad de las partes, reduciendo así la posibilidad de que los conflictos se escalen o no se resuelvan adecuadamente.

 

MEDIACIÓN LABORAL:

Las organizaciones empresariales en el sector privado, pero también aquellas que se ubican en el sector público, mantienen relaciones económicas, empresariales, laborales, tanto externas como internas. En la práctica totalidad de estas organizaciones empresariales los conflictos laborales están presentes con cierta frecuencia. También las prácticas empresariales que conllevan desavenencias entre las propias empresas. Son relaciones que, en definitiva, se enmarcan en un mundo tan dinámico como el actual. Y estas relaciones, inter e intra empresariales son objeto de conflictos continuos. Ante esto, la mediación laboral se presenta como una alternativa posible y absolutamente recomendable para abordar y solucionar los conflictos que se puedan producir en este ámbito.


La mediación de conflictos en el ámbito de las relaciones laborales es quizá la más conocida cuando hablamos de mediación. Aunque en otros ámbitos su implantación se produce de forma lenta y progresiva desde hace poco tiempo, en el ámbito laboral la mediación se ha convertido en un recurso muy utilizado, sobre todo por la “institucionalización” a través de distintas entidades, impulsadas y apoyadas por los sindicatos mayoritarios.

En definitiva, la mediación laboral consiste en un conjunto de técnicas que promueven la resolución de un conflicto entre las partes, en las que un tercero neutral e imparcial interviene para dirigir el conflicto y llevarlo a su resolución.

 

Conflictos individuales:

Modificación sustancial de las condiciones de trabajo, reducción de jornada, clasificación profesional, traslados y desplazamientos, licencias y permisos, movilidad funcional, trabajos de superior o inferior categoría,....etc.


Conflictos colectivos:

Negociaciones de convenio, aplicación e interpretación de las normas, despidos colectivos y plurales, impago de salarios, descuelgue salarial, aplicación e interpretación de convenios, modificación de condiciones de trabajo, etc.


Conflictos relacionales:

Entre empleados, departamentos, socios, cliente - proveedor, empresas u o organizaciones vinculadas temporalmente para la prestación de bienes y/o servicios.

 

 MEDIACION EN MATERIA DE CONSUMO:

CONSTRUCCION, OBRAS E INMUEBLES

· Responsabilidad Decenal.

· Ejecución inadecuada de obras y proyectos.

· Compraventas, Permutas, alquiler, traspasos, hipotecas.

· Propiedad Horizontal:

Comunidad

Comuneros

Terceras personas.

· Litigios sobre inmuebles.

 

MEDIACION CON LAS ADMINISTRACIONES PUBLICAS

 

MEDIACION COMUNITARIA:

Para hablar de mediación comunitaria deberemos estudiar lo comunitario como el escenario de convivencia más inmediato, el local. Podríamos entender lo comunitario como el grupo de personas que comparten un espacio físico, y que pueden tener preocupaciones sociales, políticas y económicas comunes. Pero a veces, esas personas, o grupos sociales, no coinciden en la forma de cumplir determinados acuerdos (implícitos y/o explícitos) que la propia comunidad se ha dotado para la convivencia cotidiana. Y es cuando pueden surgir los conflictos en la comunidad.


Nos referimos al término “mediación comunitaria” como al sistema de gestión de los conflictos que realiza una persona mediadora neutral e imparcial y en el que participan las personas implicadas en el conflicto de forma directa, para encontrar soluciones favorables para todas las partes. Con la mediación comunitaria, se persigue que las partes vean la realidad con una perspectiva diferente, la asuman, y se acerquen a la resolución del conflicto de forma más satisfactoria.

 

La mediación comunitaria puede tener dos perspectivas:

· Aquella que sin ofrecer un servicio concreto de mediación a la comunidad, sí que trabaja para que se integre y asimile la cultura de la mediación, del pacto, del acuerdo, en todos los integrantes de la comunidad, tanto públicos como privados, de forma que desarrolla las habilidades básicas que fomentarían la convivencia pacífica entre la ciudadanía, la cultura participativa, el fomento del respeto a las diferencias y el respeto a todas las opiniones, así como potenciará el diálogo. En definitiva, acepta la faceta positiva del conflicto.


· Aquella que crea un espacio institucionalizado para la resolución de los conflictos, a través de la mediación por profesionales cualificados, para evitar que los conflictos se conviertan en acciones violentas resultado de enfrentamientos.


Estas dos corrientes no son excluyentes, pero por lo general se opta por la segunda opción.


· Conflictos de convivencia vecinal como consecuencia de obras y/o reformas, impagos de recibos, discrepancia de horarios, uso abusivo o indebido de las instalaciones comunes, discrepancia en la prestación de servicios, conflictos derivados de la tenencia de animales de compañía, orden y limpieza de zonas comunes...etc.


· Conflictos comunitarios como consecuencia del choque cultural entre distintos grupos y/o generacionales.

 

MEDIACION HIPOTECARIA

· Conflictos entre entidades financieras acreedoras por impagos de cuotas de préstamos o créditos hipotecarios, y personas que se ven afectadas por una situación de riesgo de pérdida de su vivienda habitual por problemas para afrontar sus responsabilidades económicas hipotecarias.

 

MEDIACION MEDIOAMBIENTAL.

 

MEDIACION AMBITO EDUCATIVO Y ESCOLAR

La mediación escolar es una técnica que se utiliza para resolver los problemas que se presentan en la convivencia entre chicos y/o chicas. En algunos centros también se usa para solventar las dificultades que surgen entre el profesorado, o entre éste y los padres y madres.

 

Cuando surge un problema entre dos alumnos/alumnas, se puede optar por solucionarlo utilizando el sistema de mediación o, de lo contrario, se aplican las normas establecidas en el centro. Si se opta por la mediación habrá un compañero/compañera que ayude a que ambas partes dialoguen y encuentren una solución.

 

Cuando varios alumnos y/o alumnas optan por la mediación se sigue un proceso en el que cada persona afectada explica el problema según lo vive y lo hace de manera respetuosa. Una vez expuesto la persona mediadora puede hacerles preguntas para aclarar algún aspecto y, finalmente, les dirán qué podrían hacer para resolver el problema en cuestión. El acuerdo al que lleguen se escribirá en una hoja preparada para tal fin; se firmará por quienes se han visto afectados y contará con el visto bueno de las personas mediadoras.

 

Información // formación como herramienta de gestión de conflictos en la comunidad educativa transmitiendo habilidades de comunicación, asertividad, identificación de emociones, empatía y escucha activa.

 

· Conflictos entre alumnos y/o entre profesores.

 

· Conflictos entre padres, profesores y/o dirección del centro.

 

MEDIACION INTERCULTURAL.

La mediación intercultural sirve en contextos donde se precisa una intervención en situaciones sociales de multiculturalidad relevantes, con el objetivo del acercamiento entre las partes, el reconocimiento del “otro”, la comunicación y la comprensión mutua, el aprendizaje y desarrollo de la convivencia, la regulación de conflictos y la adecuación institucional entre actores sociales o instituciones etnoculturalmente diferenciadas.

 

En este sentido, la tipología de la mediación intercultural es diversa, pues se distingue entre:

· Mediación preventiva, que facilita la comunicación y la comprensión entre personas con códigos culturales distintos, con el objetivo de prevenir conflictos culturales.

· Mediación rehabilitadora, interviene para resolver los conflictos, una vez que ya se han producido.

· Mediación creativa, genera nuevas estrategias de intervención, nuevas relaciones entre las partes en conflicto.

 

Las intervenciones de la persona mediadora intercultural se pueden producir en ámbitos como el sanitario, educativo-escolar, familiar, vecinal, jurídico, etc.

 

MEDIACION SANITARIA.

RESPONSABILIDAD MÉDICA y HOSPITALARIA

· Responsabilidad médica.

· Derechos de los enfermos y del personal sanitario.

 

MEDIACION CONCURSAL.

 

MEDIACION INTERNACIONAL.

Conflictos transfronterizos.

 

PROPIEDAD INTELECTUAL Y NUEVAS TECNOLOGIAS.

· Informática:

o Contratos informáticos, licencia de software, desarrollo de programas o aplicaciones informáticas, etc.

o Derechos de propiedad intelectual derivados de los productos informáticos.

o Telecomunicaciones y tecnologías de la Información.

o Comercio electrónico, dominios, etc.

· Energía:

 Renovables, carburantes, energía nuclear, energía solar, energía eólica, energía fotovoltaica, energía fotoeléctrica, energía térmica, electricidad, instalaciones solares, parques eólicos, instalaciones fotovoltaicas, plantas renovables, etc.

· Propiedad Intelectual:

Patentes, marcas y diseños industriales, música, obras literarias, artísticas, etc.

· Telecomunicaciones:

 Telecomunicaciones y las tecnologías de la información.